Social Items



Por Eduard Yitzhak | 

El periódico austriaco Kronen Zeitung [1] se ha hecho eco de un análisis confidencial de la Oficina Federal de Alemania para la Protección de la Constitución, en el que se explica que hay numerosas llamadas de ataques contra niños en jardines de infantes y hospitales en Europa. Después de perder terreno tanto en Irak como en Siria, el Estado Islámico tiene que recurrir a probar su poder a través de los ataques yihadistas de los incorrectamente calificados “lobos solitarios”. Las incitaciones a cometer atentados islamistas sugieren cada vez más que los niños son blanco de ataques. [2]

Varios atentados islamoterroristas fueron llevados a cabo por los “lobos solitarios” en 2017. Los ataques con cuchillo parecen ser los más destacados. Hamburgo, Hannover y el ataque al mercado de Navidad en Berlín, han demostrado cuánto daño pueden causar los “lobos solitarios”. La policía germana afirma que es particularmente difícil atraparlos porque tienen un comportamiento “completamente normal” hasta el momento que cometen un atentado islamista.

Las enfermeras alemanas necesitan cursos de autodefensa contra el aumento de la violencia migratoria en los hospitales.

Por ahora los ataques de musulmanes contra el personal sanitario están en un nivel bajo. El periódico Neue Westfälische ha informado que el personal de los hospitales en Bielefeld está siendo cada vez más amenazado, maltratado y atacado. [3] Las enfermeras más jóvenes han informado de abusos verbales y ataques físicos de los migrantes musulmanes. Ahora los hospitales necesitan tomar medidas especiales de seguridad para proteger a su personal sanitario.

Hay hospitales en grandes ciudades de Alemania que han contratado personal de seguridad y están considerando además tomar medidas como botones de emergencia y clases de defensa personal. Las agresiones contra el personal sanitario por parte de migrantes musulmanes están ocurriendo en otros países europeos.

El Derecho Internacional Humanitario ha protegido desde sus orígenes al personal sanitario, que tiene derecho a ser respetado, proporcionándoles la ayuda precisa para el cumplimiento de su misión hospitalaria. La misma Convención de Ginebra prohíbe las agresiones y violencia contra el personal sanitario del enemigo. [4]

Estos musulmanes que agreden al personal sanitario contravienen toda lógica, ética y el Derecho Internacional Humanitario.

No hay nada nuevo en todo ello, el Estado Islámico amenaza con atacar hospitales y jardines de infantes en Europa, tomando a los niños, hijos de los “infieles” como blanco de su Yihad. El EI quiere repetir lo que sus correligionarios palestinos de Hamás, Al-Fatah y otras “organizaciones” palestinas han cometido en Israel: asesinar niños en colegios, jardines de infantes y restaurantes.

Lo normal y correcto sería que los estados europeos protegiesen a sus niños y personal sanitario, y sociedad en general, que es lo que las Fuerzas de Defensa de Israel hacen, y no esperar que las enfermeras y maestras de jardines de infancia aprendan artes marciales.

Al terrorista no se le convence, se le vence; y no se le vence con poesías, velas encendidas, ositos de peluche y manifestaciones en las que tanto miedo tienen los manifestantes, estos llegan a decir “no tengo miedo”.

Se critica ampliamente a Donald Trump en Europa por su absurda propuesta de que los maestros vayan armados para evitar asesinatos múltiples en las escuelas de los Estados Unidos, cuando lo más sencillo sería prohibir la posesión de armas al público en general.

La lectura y versión en Europa es que sería más ventajoso, efectivo y beneficioso prohibir el salafismo, expulsar a los salafistas y encarcelar a los apologistas de la Yihad y sus colaboradores que enseñar artes marciales al personal sanitario y docente.

=====
NOTAS

[1] http://www.krone.at/1669258http://www.krone.at/1669258

[2] https://www.focus.de/politik/deutschland/verfassungsschutz-warnt-dschihadisten-haben-nun-gezielt-kinder-im-visier_id_8627844.html

[3] http://www.nw.de/lokal/bielefeld/mitte/22088673_Schwestern-fuehlen-sich-in-Bielefelder-Krankenhaeusern-nicht-mehr-sicher.html

[4] https://www.icrc.org/spa/resources/documents/treaty/treaty-gc-4-5tdkyk.htm

http://files.sld.cu/derinthumanitario/files/2016/03/dih-y-la-profesion-medica.pdf

DERECHOS DEL PERSONAL SANITARIO 1 PRINCIPIOS GENERALES 1.1 Respeto y protección GI, Artículos 24 al 27; GII, Artículos 36 y 37; GIV, Artículo 20; GPI, Artículos 15, 62 y 67; GPII, Artículo 9. Las normas del DIH disponen que todos los miembros del personal sanitario que presten servicio en caso de conflicto armado deberán ser respetados y protegidos: – No deberán ser atacados y deberán ser defendidos, prestándoseles ayuda, cuando sea necesario. Este derecho es válido en todas circunstancias y la obligación que implica es aplicable a todos, especialmente a los soldados, sin importar a que lado pertenezcan.
http://files.sld.cu/derinthumanitario/files/2016/03/dih-y-la-profesion-medica.pdf

El derecho internacional humanitario cuya finalidad es mitigar los males causados por la guerra, ha estado, desde su origen, estrechamente vinculado con los médicos y todas las personas cuya profesión es sanar —la más noble de las profesiones. En realidad, este derecho nació para suplir las insuficiencias de los servicios de sanidad militar y proteger a los heridos de guerra. Desde entonces, ha desbordado ampliamente este ámbito y ha extendido su salvaguardia y su solicitud a las diversas víctimas de los conflictos, así como, en tiempo de paz, a las víctimas de la vida: los enfermos. Pero había en su base, un elemento esencialmente sanitario, que ha subsistido en una parte importante de este derecho, que algunos denominan «derecho médico».

https://www.cambridge.org/core/journals/revista-internacional-de-la-cruz-roja/article/la-profesion-medica-y-el-derecho-international-humanitario1/88FB4E7718A57DB48D7F1650198DF842

https://www.icrc.org/spa/resources/documents/misc/5tdpdw.htm

Los niños europeos, blanco de los futuros ataques de la Yihad en Europa



Por Eduard Yitzhak | 

El periódico austriaco Kronen Zeitung [1] se ha hecho eco de un análisis confidencial de la Oficina Federal de Alemania para la Protección de la Constitución, en el que se explica que hay numerosas llamadas de ataques contra niños en jardines de infantes y hospitales en Europa. Después de perder terreno tanto en Irak como en Siria, el Estado Islámico tiene que recurrir a probar su poder a través de los ataques yihadistas de los incorrectamente calificados “lobos solitarios”. Las incitaciones a cometer atentados islamistas sugieren cada vez más que los niños son blanco de ataques. [2]

Varios atentados islamoterroristas fueron llevados a cabo por los “lobos solitarios” en 2017. Los ataques con cuchillo parecen ser los más destacados. Hamburgo, Hannover y el ataque al mercado de Navidad en Berlín, han demostrado cuánto daño pueden causar los “lobos solitarios”. La policía germana afirma que es particularmente difícil atraparlos porque tienen un comportamiento “completamente normal” hasta el momento que cometen un atentado islamista.

Las enfermeras alemanas necesitan cursos de autodefensa contra el aumento de la violencia migratoria en los hospitales.

Por ahora los ataques de musulmanes contra el personal sanitario están en un nivel bajo. El periódico Neue Westfälische ha informado que el personal de los hospitales en Bielefeld está siendo cada vez más amenazado, maltratado y atacado. [3] Las enfermeras más jóvenes han informado de abusos verbales y ataques físicos de los migrantes musulmanes. Ahora los hospitales necesitan tomar medidas especiales de seguridad para proteger a su personal sanitario.

Hay hospitales en grandes ciudades de Alemania que han contratado personal de seguridad y están considerando además tomar medidas como botones de emergencia y clases de defensa personal. Las agresiones contra el personal sanitario por parte de migrantes musulmanes están ocurriendo en otros países europeos.

El Derecho Internacional Humanitario ha protegido desde sus orígenes al personal sanitario, que tiene derecho a ser respetado, proporcionándoles la ayuda precisa para el cumplimiento de su misión hospitalaria. La misma Convención de Ginebra prohíbe las agresiones y violencia contra el personal sanitario del enemigo. [4]

Estos musulmanes que agreden al personal sanitario contravienen toda lógica, ética y el Derecho Internacional Humanitario.

No hay nada nuevo en todo ello, el Estado Islámico amenaza con atacar hospitales y jardines de infantes en Europa, tomando a los niños, hijos de los “infieles” como blanco de su Yihad. El EI quiere repetir lo que sus correligionarios palestinos de Hamás, Al-Fatah y otras “organizaciones” palestinas han cometido en Israel: asesinar niños en colegios, jardines de infantes y restaurantes.

Lo normal y correcto sería que los estados europeos protegiesen a sus niños y personal sanitario, y sociedad en general, que es lo que las Fuerzas de Defensa de Israel hacen, y no esperar que las enfermeras y maestras de jardines de infancia aprendan artes marciales.

Al terrorista no se le convence, se le vence; y no se le vence con poesías, velas encendidas, ositos de peluche y manifestaciones en las que tanto miedo tienen los manifestantes, estos llegan a decir “no tengo miedo”.

Se critica ampliamente a Donald Trump en Europa por su absurda propuesta de que los maestros vayan armados para evitar asesinatos múltiples en las escuelas de los Estados Unidos, cuando lo más sencillo sería prohibir la posesión de armas al público en general.

La lectura y versión en Europa es que sería más ventajoso, efectivo y beneficioso prohibir el salafismo, expulsar a los salafistas y encarcelar a los apologistas de la Yihad y sus colaboradores que enseñar artes marciales al personal sanitario y docente.

=====
NOTAS

[1] http://www.krone.at/1669258http://www.krone.at/1669258

[2] https://www.focus.de/politik/deutschland/verfassungsschutz-warnt-dschihadisten-haben-nun-gezielt-kinder-im-visier_id_8627844.html

[3] http://www.nw.de/lokal/bielefeld/mitte/22088673_Schwestern-fuehlen-sich-in-Bielefelder-Krankenhaeusern-nicht-mehr-sicher.html

[4] https://www.icrc.org/spa/resources/documents/treaty/treaty-gc-4-5tdkyk.htm

http://files.sld.cu/derinthumanitario/files/2016/03/dih-y-la-profesion-medica.pdf

DERECHOS DEL PERSONAL SANITARIO 1 PRINCIPIOS GENERALES 1.1 Respeto y protección GI, Artículos 24 al 27; GII, Artículos 36 y 37; GIV, Artículo 20; GPI, Artículos 15, 62 y 67; GPII, Artículo 9. Las normas del DIH disponen que todos los miembros del personal sanitario que presten servicio en caso de conflicto armado deberán ser respetados y protegidos: – No deberán ser atacados y deberán ser defendidos, prestándoseles ayuda, cuando sea necesario. Este derecho es válido en todas circunstancias y la obligación que implica es aplicable a todos, especialmente a los soldados, sin importar a que lado pertenezcan.
http://files.sld.cu/derinthumanitario/files/2016/03/dih-y-la-profesion-medica.pdf

El derecho internacional humanitario cuya finalidad es mitigar los males causados por la guerra, ha estado, desde su origen, estrechamente vinculado con los médicos y todas las personas cuya profesión es sanar —la más noble de las profesiones. En realidad, este derecho nació para suplir las insuficiencias de los servicios de sanidad militar y proteger a los heridos de guerra. Desde entonces, ha desbordado ampliamente este ámbito y ha extendido su salvaguardia y su solicitud a las diversas víctimas de los conflictos, así como, en tiempo de paz, a las víctimas de la vida: los enfermos. Pero había en su base, un elemento esencialmente sanitario, que ha subsistido en una parte importante de este derecho, que algunos denominan «derecho médico».

https://www.cambridge.org/core/journals/revista-internacional-de-la-cruz-roja/article/la-profesion-medica-y-el-derecho-international-humanitario1/88FB4E7718A57DB48D7F1650198DF842

https://www.icrc.org/spa/resources/documents/misc/5tdpdw.htm

No hay comentarios:

Publicar un comentario