Última hora

Una mujer de 70 años acoge un inmigrante marroquí y este la deja en la calle okupando su vivienda

“Hay que acoger a inmigrantes”, suelen afirmar los progres de manera insistente. Pues bien, que le digan a Juana, una mujer de 70 años, si debió tener el buen gesto de acoger a Mohamed en su casa, a quien conoció en un comedor social.

La mujer, que lleva viviendo cinco meses en casa de su amiga, Nieves, en Jerez de la Frontera, decidió acoger en su vivienda al hombre marroquí ofreciéndole una habitación para que no estuviera en la calle y también para sentirse más segura, ya que vivía sola.



Este hombre, lejos de mostrarse agradecido, no ha dudado en quedarse con su casa, dejando fuera a la pobre mujer que ahora necesita de sus vecinos para vivir el día a día.

La propia mujer reconoce: “Me pareció buena gente. No pensé que se iba a portar de esta manera”.

Pero poco a poco, esa “buena persona” comenzó a mostrar su verdadera cara: “Empezó a pedirme dinero, para poder conectarse a Internet y yo no tenía. Bueno, tenía algunos ahorros que me fue sacando, poco a poco”.

Por su parte, Nieves, la amiga de Juana, asegura: “Se apoderó de todo lo suyo, teléfono dinero. La aisló de las pocas amistades y familia que tiene. Se ha aprovechado de la edad y la situación vulnerable de Juana”.

Juana, que sufrió una rotura de clavícula que la tuvo casi un año en hospitales y residencias, no puede volver a su casa porque Mohamed no le abre la puerta e incluso le dice que no vuelva más por allí.

De momento, los vecinos le han pedido a Juana que acuda a la Policía Nacional para denunciar el suceso, quien podría ser acusado de un delito de usurpación.

La Justicia, que funciona solamente cuando le da la gana, sigue sin echar a este individuo de la casa de la mujer de 70 años.

Ya sabéis, si acogéis inmigrantes corréis el riesgo de que os dejen sin casa.

No hay comentarios