Última hora

Ser conservador significa ser rebelde


Por Markus Frohnmaier | Presidente Nacional de Ja | 

La organización de Jóvenes de Alternativa para Alemania (JA, en alemán, que además significa ‘sí’ en español) es muy fuerte y está creciendo constantemente.

La organización juvenil tiene una enorme influencia porque la gente joven tiene funciones principales en Alternativa para Alemania (AfD, en alemán), También estamos trabajando de manera independiente en el auto-desarrollo y en nuestro propio programa. Ésta es una buena cooperación entre AfD y JA; estamos muy juntos.

En torno al 70-80% de la juventud de Alternativa para Alemania se compone de estudiantes. Por tanto, estamos intentando trabajar con más personas en las universidades sobre nuestros programas e ideas.

Por supuesto, el principal tema para la gente joven es la política educativa, porque ahora nuestro gobierno tiene una política educativa descabellada. Por ejemplo, están intentando enseñarnos oficialmente que hemos de creer en la corriente de género, que dice que la idea de hombre y mujer no es un hecho biológico sino algo en tu cabeza, justo como un constructo social. Están intentando enseñarnos que tenemos más de 60 géneros. Por tanto, esto significa que uno puede decidir su género cualquier día: Ser una mujer, un hombre, o puede que algo más. También, en las universidades alemanas puedes estudiar tales temas ridículos como “ciencias forestales de género”, que trata sobre la relación entre el bosque y el hombre, la mujer, o los otros 58 géneros.

En mi opinión, este “proceso educativo” es un intento para robar la identidad de los pueblos. Los pueblos sin personalidad son fáciles de controlar y suprimir.

Hay lecciones en nuestras escuelas para niños de 8 o 9 años que les enseñan cómo los homosexuales tienen sexo en sus vidas privadas. Esto es resultado de nuestro nuevo proceso educativo súper liberal. Estamos estrictamente contra esas lecciones, porque esto es asunto del ámbito familiar. Pero hay un gran lobby LGBT en Alemania que está intentando tener una gran influencia en la política educativa del país. Esta es la situación ahora. Nuestra política del gobierno trata sobre la enseñanza a los jóvenes que la homosexualidad es normal y que tienen que aceptar este estilo de vida.

Personalmente, no tengo problemas con los homosexuales. Pueden hacer lo que quieran. Pero deben hacerlo en privado. Este no es un tema para escuelas. Quiero decir, podemos hablar sobre homosexualidad como un fenómeno en clases de biología, pero no en otras clases. La escuela no es un lugar para hacer lobby. Sabemos que esto es un problema, no solamente para Alemania, sino que muchos países europeos tienen la misma situación.

Miembros de nuestra organización están intentando combatir contra tales ideas en la política alemana. A la gente joven le gusta ser rebelde, y a día de hoy, en la moderna Alemania, ser conservador significa ser rebelde. No puedes ser rebelde si estás en la izquierda. La gente joven en JA le gusta ser provocativa y protestar.

Tener puntos de vista tradicionales es ahora algo pasado de moda. Debe ser normal, pero en Alemania si uno dice que la familia se compone de un hombre, una mujer y un niño, entonces esto es una provocación. Ya no puedes decir tales cosas en este país porque es “intolerante”. Nuestra organización está luchando contra el régimen y está protegiendo las ideas tradicionales.

No hay comentarios