Header Ads

Trending
recent

Francisco Segura | Boicot preventivo a Cataluña

Es probable que toda la ofensiva catalanista de don Arturo Mas quede desinflada antes de lo que él mismo tuviese previsto. No habrá conseguido, por supuesto, la segregación de Cataluña. Demasiadas variables internas y externas como para conseguir materializar el cuento de la lechera de su reciente propaganda electoral. Pero, si bien no va a conseguir la segregación de Cataluña, si conseguirá que nuestro débil Gobierno Central siga mimando y privilegiando a Cataluña.

Los mil millones de euros recientemente sisados a Madrid y entregados a Cataluña, no son nada comparado con lo que el resto de las Autonomías o, mejor, Taifas, van a ver recortadas sus partidas para engrosar las de los hegemonistas recalcitrantes.

Volveremos a ver retrasado el AVE a Murcia, volverán las farmacias de toda España a sufrir para mayor gloria de Cataluña. Volverán a frenar infraestructuras aquí y allá para que sigan creciendo las infraestructuras en Cataluña por encima de la media Europea, por encima de Alemania. Como si fueran ya pocas las infraestructuras construidas en Cataluña con el aporte y esfuerzo de España entera, como si no fueran los catalanes, desde el final de nuestra guerra civil, los niños mimados de nuestra patria.

Don Arturo Mas no habría podido armar este lío descomunal si no fuera porque ha sido votado por los catalanes. Estos vienen prefiriendo votar en clave separatista, les resulta muy rentable. Pero supone un quebranto paralelo para la España sufridora.

Valgan pues estas líneas previas a modo de justificación de por qué los españoles debemos hacer un boicot preventivo a TODOS los productos de procedencia catalana.

Algunos aplicamos nuestro propio boicot desde hace años a numerosos productos catalanes. Otros lo han iniciado recientemente, desde que diversos empresarios catalanes han apoyado, a las claras, el separatismo catalán. Me refiero a empresas como Nutrexpa o Freixenet. Nada de esto es relevante ni daña de forma importante el extenso tejido empresarial catalán propio, ni las sedes nacionales que infinidad de empresas o multinacionales extranjeras montaron allí por ser parte de España. Una parte mimada y dotada de infraestructuras muy por encima del resto de España.

A buen seguro que en ninguna de esas empresas sospecharon que instalar sus sedes en Barcelona llegaría a ser un problema grave para ellas, a causa de la acometida separatista de un líder que debería ser enjuiciado por el daño que le está haciendo a toda España.

Pero Cataluña quiere separarse. Repito... CATALUÑA QUIERE SEPARARSE y eso tendrá un coste para todos, también para esas empresas multinacionales que deben tenerlo ya asumido. Si Cataluña logra separarse, todas esas empresas deberán poner una nueva sede en España. No creo que pretendan mantener la sede en Cataluña para operar también en la España resultante. ¿O vamos a consentir que desde Cataluña nos dirijan las empresas en España una vez separados?

Por tanto, se trata solo de poner a todas esa empresas ante el espejo de lo que se les avecina y pedirles que aceleren los planes para establecer sus sedes en la España no separatista. De momento al menos, pueden empezar por clausurar las sedes que tengan en Cataluña, o las bajarlas de rango.

No compraré ningún vehículo que se venda o distribuya desde Cataluña, siempre puedo comprar coches en Almusafes o Valladolid. Lo he practicado ya, e igual para cualquier mercancía.

Así pues... ni una sola excepción, no compremos ni un solo producto cuya fabricación o distribución proceda de Barcelona o tenga allí su sede social para toda España.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.